Hígado Graso

La enfermedad por hígado graso, también conocida como enfermedad por hígado adiposo o esteatosis hepática, es una afección que produce que se acumule grasa en el hígado. El hígado es el órgano más grande que tenemos en el cuerpo. Su función es ayudar a digerir los alimentos, almacenar energía y eliminar toxinas. Existen de dos tipos, la enfermedad de hígado graso por alcohol, también conocida como esteatosis hepática alcohólica y la enfermedad de hígado graso no alcohólica.

La medicina integrativa y natural ofrece terapias y tratamientos naturales para el hígado graso. 

El consumo de alcohol es la  causa principal de hígado graso, pero en el caso de la enfermedad del hígado graso no alcohólico se asocia a personas con sobrepeso, colesterol o triglicéridos altos, no obstante, también hay casos en los que se produce sin ninguno de estos factores asociados.

Existen estudios que revelan que la enfermedad del hígado graso afecta hasta a más de un 20 por ciento de la población.

El primer paso para el tratamiento del hígado graso debe ser limitar el consumo de azúcares. La fructosa se comporta de forma muy similar al alcohol en cuanto al daño que puede ocasionar en nuestro cuerpo, y concretamente, en el hígado.

La medicina natural siempre intenta ofrecer remedios naturales, ecológicos y biológicos para la mayoría de las enfermedades que padecemos en la actualidad.

Si usted sufre de hígado graso consulte en nuestra clínica. Disponemos además de los últimos avances para el tratamiento natural del hígado graso que están demostrando evidencia científica basados en “Salud Natural” y que podrían ser adecuados para su caso particular.

 

Acceda a consulta con el Dr. Pérez León para el estudio de su caso de hígado graso. Su caso será atendido con el mismo cuidado y atención de siempre, pero ahora, también puede hacerlo desde su hogar de la manera más fácil y cómoda con su móvil.

Siguiendo estos sencillos pasos podrá solicitar cita con el Dr. Pérez León:

1. Llame al + (34) 671 482 251 de lunes a viernes de 10 a 20h. y pida su cita para consulta presencial o videoconsulta.

2. Le informaremos de los días y horas disponibles. Podrá elegir el momento que mejor se adapte a usted.

3. Por teléfono se le facilitarán las instrucciones  y podrá aclarar cualquier duda.